Como decía Hipócrates (460 a.C) “Que la medicina sea tu alimento y tu alimento sea tu medicina”.

Hemos de tener presente que el combustible de nuestro cuerpo físico es
el alimento y el aire y para que se mantenga y realice todas sus funciones en perfecto estado, tenemos que proporcionarle  alimentos y aire adecuados. Nuestro cuerpo necesita alimentos naturales originarios de la madre tierra, frescos, de temporada y de la zona en la que vivimos.

Hoy en día, siguiendo el ritmo acelerado de los tiempos y de la sociedad, hemos echado en el olvido los principios básicos para mantener la una buena salud física, mental y emocional.

La alimentación bioenergética tiene su origen en la milenaria Medicina Tradicional China, en la observación y el estudio de la naturaleza y su influencia en el ser humano, en los ciclos de las estaciones y los principios energéticos de las fuerzas del Yin y el Yang.

El objetivo principal de la alimentación bioenergética es, como dice la palabra, alimentarnos de vida (bio) y de energía (energética). Saber qué energía tiene cada alimento y qué efecto produce en nuestro organismo y tener presente cómo nos encontramos y alimentarnos en base a nuestro estado y a qué queremos conseguir. Por ejemplo, si estamos sin vitalidad ni energía para afrontar el día, cocinaremos y utilizaremos alimentos que nos aporten eso que necesitamos y si estamos con preocupación, ansiedad o estrés, le proporcionaremos a nuestro cuerpo alimentos que nos relajen y centren. Volver al origen, nutre tu Ser.

 

Video Playlist
1/1 videos
1
Bolitas Energéticas
Bolitas Energéticas
05:23

Meditamos para encontrarnos, para disfrutarnos, para volver al sama (centro). Meditamos para que hagamos lo que hagamos en nuestro día a día estemos en paz, como ejercicio central de nuestra existencia. ¿Meditaron acaso los grandes sabios y las grandes sabias?, ¿Cómo se logran los grandes descubrimientos del mundo?. Teniendo una buena capacidad de foco o concentración en un objetivo, manteniendo este estado y relajando el cuerpo para que las ideas creativas puedan emerger. Es para todas las edades y en cualquier estado y momento vital. ¿Cuál es la receta? La respiración es el camino. No hay mayor experiencia de existencia meditativa que la sexualidad o el nacimiento y en ambos actos de amor la receta es atención a tu respiración + atención plena. Meditamos para hacer del momento presente el momento más importante y pleno. A través de diferentes técnicas milenarias como la taoísta, hinduista o kundalini, entre otras y ayudándonos con música en vivo para que este estado ocurra con mucha facilidad.

Te invitamos a Meditar-te guiado/a por nosotras.

En lugar de:
Sustituir por opciones más saludables
Leche animal
Bebidas vegetales: de arroz integral, almendras, avellanas, avena… todas sin azúcar.
Azúcar, azúcar moreno, panela, miel, sacarina, fructosa, sirope de arce, sirope de agave…
Melaza de arroz, maíz o cebada, stevia.
Mantequilla, nata, crema…
Crema o manteca de almendras, de avellanas, de semillas de girasol, de calabaza, tahín… Todas sin azúcar ni aditivos.
Pan blanco o refinados
Pan integral de buena calidad. El mejor, pan de centeno alemán o centeno con espelta (también alemán).
Huevos, quesos, carnes y embutidos
Pescado y proteínas vegetales: tofu, hamburguesa vegetal casera…
Patés tipo foigrás
Paté de garbanzos, de lentejas, de tofu, de champiñones, de verduras, de pescado…
Café
Té verde, bancha, kukicha, café de cereales (achicoria, cebada o malta), infusiones en general.
Nocilla y derivados
Crema de algarroba y avellanas.
Zumo de frutas azucarados
Zumos de frutas y verduras naturales
Mermeladas azucaradas
Mermeladas naturales sin azúcar, compotas…
Pastelería y bollería industrial
Creps y tortitas caseras, galletas integrales sin azúcar de arroz…
Arroz blanco, pastas refinadas…
Cereales integrales: Arroz integral, arroz negro, arroz salvaje, arroz rojo, mijo, quinoa, avena, trigo sarraceno, bulgur, centeno, amaranto, maíz, pastas integrales, cous cous integral, sémola de maíz (polenta) …
Sal refinada o yodada
Sal marina pura sin refinar.
Tomate
Remolacha, zanahoria.
Pimiento.
Puerro.
Patata
Yuca, ñame.
X